Se resistía a ingresar a sus padres en una residencia, construye esto y conmueve a millones


La vida tiene un ciclo que es igual para todos, y es indiscutible que a medida que pasan los años, nuestros padres se vuelven más viejos y tenemos que cuidarlos como niños, asegurarnos de que no les haga falta nada y sus necesidades puedan estar cubiertas.


Sin embargo dependiendo de las situaciones, muchas veces no podemos llevarlos a vivir con nosotros, y muchos ancianos no les parece buena idea ir con sus hijos. La única alternativa es ingresarlos en una residencia, lamentablemente el apoyo emocional y la comodidad que brindan, no es la que quisiéramos para que nuestros amados padres pasen el resto de su vida en las condiciones adecuadas.

Desdichadamente muchos hijos no piensan de la misma manera y olvidan todo lo que sus padres hicieron por ellos, los abandonan a su suerte en cualquier lugar sin importarles su futuro.


Pero ese no era el caso del doctor Kenneth Dupin, él no podía llevar a sus padres a vivir con él, pero se resistía por sobre manera a encerrarlos en una residencia; simplemente no confiaba que sería el mejor lugar para ellos.


Kenneth, pasó muchos días pensando en una solución, entonces se le ocurrió una brillante idea, que asimismo dejó a todos sorprendidos,es un gran acto de amor que ha conmovido a miles de personas. 

Kenneth se dijo a sí mismo que si lo que quería era tenerlos cerca, pero al mismo tiempo que tengan su propio espacio, entonces lo mejor era crear un ambiente propio para ellos. Y así fue cómo cristalizó la idea de construir espacios llamados “Granny Pods”,que permita a las familias supervisar a sus ancianos, haciendo que ellos se sientan cómodos y totalmente independientes.



Los resultados son increíbles



Las casas son móviles y ya se entregan construidas





También son accesibles para sillas de ruedas y la electricidad y el agua están conectados a través del edificio principal.



El interior es asombroso, quedarás enamorado.



La casa tiene instaladas unas cámaras digitales que permiten ver a la familia si su “inquilino” se encuentra bien. ¡Como sucede con los niños! 

También cuenta con equipo de primeros auxilios, desfibriladores y suelos de madera iluminados.




No podía faltar una cocina grande y bien equipada… ¡Con nevera, microondas y hasta lavavajillas!







La tranquilidad para los hijos: Un baño con acceso para discapacitados, ducha y WC


 


En la ducha está preparado un lugar para sentarse y barras donde sujetarse.




Cuenta con una cama ajustable que te hace la vida diaria mucho más sencilla.





Es alentador encontrar personas que se preocupen por el bienestar de nuestros mayores.


Facebook / MEDCottage

¿Que te pareció el actuar de este hijo? Nos gustaría conocer tu opinión y compártelo con tus amistades.

Fuente Consultada: viralistas.com