Ardilla toca ventana de familia cada día: 8 años después se dan cuentan de lo que ha tratado de mostrarles




El amor de los animales es eterno y su agradecimiento es admirable, a diario tenemos la oportunidad de recibir lecciones de vida de parte de ellos; agradecen toda la vida con confianza y amor, es algo que nosotros deberíamos de aprender.



Brantly Harrison, junto a su familia, encontraron una pequeña ardilla de cuatro semanas, la criatura se encontraba en muy mal estado, debido a que había sido atacada por un búho. La familia no esperaba el lazo que se iba a crear entre ellos.



La ardilla tenia heridas muy graves, la familia no dudo ni un segundo y se la llevaron a casa, procedieron a curarle las lesiones y la cuidaron, la familia la acogió en su hogar y la nombraron Bella.


Bella se recupero completamente de las heridas que casi le quitan la vida, la dejaron libre y la devolvieron a su hábitat natural, relata el periódico británico Metro.



La familia Harrison pensó que nunca más volverían a ver a Bella, debido a que transcurrían los años y no aparecía, pero un día de repente, escucharon ruidos en la ventana y para alegría de la familia se trataba de Bella.



La pequeña ardilla había crecido, pero nunca se había olvidado de la familia que le dio cobijo y la había salvado. 



De repente, Bella empezó a golpear la ventana. Parecía que trataba de decirles algo, pero no podía expresarlo. Afortunadamente la familia Harrison se percató que actuaba de forma misterios y notaron que la pequeña ardilla se había lastimado el pie. Se dieron prisa y la cuidaron nuevamente, la colocaron en una cómoda cajita. 



La Familia se dio cuenta que al lado de la caja de Bella, aparecieron tres crías de ardilla, fue en ese momento que se dieron cuenta que Bella trataba de decirles algo. 




Bella está segura y tranquila porque confía en su familia, sabe que estos cuidarán de ella y de sus bebés hasta que ella se recupere completamente y sus bebes estén listos para abandonar el nido y ser libres.